Home / Colaboradores / Luis Alberto Alcaraz / Vallarta, sin Representante del Gobernador

Vallarta, sin Representante del Gobernador

Luis Alberto Alcaraz/www.noticiasvallarta.com

Tan sorpresiva fue su llegada a Vallarta como su despedida ocho meses después. La exclusiva publicada ayer por mi amigo y director Moisés Madariaga hizo que medio Vallarta se acordara que existe un representante del gobernador y se llama Sergio Ramírez, mejor conocido por el mote de El Cubo.

Y es que tras la parafernalia de su toma de protesta y sus primeros actos el ráting del Cubo Ramírez descendió hasta llegar a niveles muy bajos. Sólo hay que conocerlo una vez para tener claro que es un personaje con demasiada adrenalina como para estar encerrado en un cuarto de tres por dos esperando que llegue la quincena.

Porque hay que decir las cosas como son: la representación del gobernador de Jalisco en Puerto Vallarta es igual que La Carabina de Ambrosio, ambas sirven para tres chingadas. El cargo fue un invento del gobernador panista Francisco Ramírez Acuña para meter en la nómina al mejor bufón que pudo haberse encontrado en Puerto Vallarta. Más que representante del gobernador, el conocido Cheo González Castaños era su chofer, su ama de llaves y su alcahuete cada que el mandatario estaba de visita en el puerto.

Sin duda alguna un gato fino del señor gobernador, por eso el sueldo alcanzaba los 120 mil pesos al mes. Y eso era todo, porque ni siquiera se tenía una oficina oficial en la cual despachara el representante del señor gobernador.

Con el cambio del sexenio se usó el cargo como premio de consolación para apapachar a José María Ibarría cuando perdió la interna del PAN, para eso se le dotó finalmente de una oficina y una secretaria, manteniendo el jugoso sueldo que fue la envidia de muchos políticos vallartenses.

Tristemente Chema Ibarría murió ostentando el cargo y hasta donde recuerdo nadie lo suplió en lo que quedó del sexenio panista.

Ya con el PRI en Casa Jalisco la representación del gobernador en Vallarta formó parte del paquete que se le ofreció a Andrés González Palomera para que no se fuera del PRI en el 2012 luego de que se decidió la candidatura de Adrián Méndez González, sin embargo tras asumir el cargo lo primero que se le informó fue que su salario había sido reducido prácticamente a la mitad.

Con ese pésimo inicio Andrés González se pasó varios meses en la indefinición, sin recursos ni reflectores para hacer política porque en la Unirse ni Lucas le hacía caso. Para su fortuna finalmente los planetas se alinearon en su favor y, entonces sí, hasta César Langarica se puso a sus órdenes.

A la salida del cargo de Andrés González para irse a su precampaña la oficina quedó acéfala y nadie puso un grito en el cielo. Simple y sencillamente porque el membrete es como la caca de gallina, que dicen que ni hiede ni apesta. Tras haber dejado de ser un cargo con un gran sueldo la representación sólo parecía atractiva para quienes teniendo dinero carecían de un espacio para seguir activos en la política.

Por eso se rumoró un tiempo que el nuevo representante del gobernador en Vallarta sería Rafael González Reséndiz, en cuantito terminara su chamba como diputado federal y se quedara desempleado. En esas estábamos cuando se anunció que desde la noble y leal Guadalajara nos llegaba Sergio Ramírez como nuevo representante del gobernador.

Tras la debacle del 7 de junio del año pasado tirios y troyanos responsabilizaron del fracaso priista a unos cuantos, entre ellos el Cubo Ramírez, quien estaba identificado como un cerebro dentro de la maquinaria de comunicación política del equipo de Aristóteles, donde ocupaba la dirección del Sistema Jalisciense de Radio y Televisión.

El otro responsable de la quemazón, Alberto Lamas, también encontró una salida digna: se le nombró representante del gobierno de Jalisco en el Distrito Federal.

Ya en Vallarta, el Cubo Torres de inmediato desplegó un gran activismo que a muchos priistas les pareció extraño: pregonó a los cuatro vientos que traía dos instrucciones del gobernador: tender puentes como el gobierno del emecista Arturo Dávalos y garantizar equidad en la contienda interna del PRI por la candidatura del 2018.

Los principales extrañados fueron los que están alineados con César Abarca, quienes presumen que ya tienen la bendición de Aristóteles Sandoval para conseguir la candidatura de unidad en el 2018. Pero El Cubo no pensaba lo mismo, por eso dejó claro que todos los aspirantes debían estar en igualdad de condiciones, piso parejo hasta para Heriberto Sánchez.

Después, como bien lo señala Moisés Madariaga en su columna de ayer, vino la nada, la burbuja se desplomó y El Cubo se desarmó. Pese a todo no dejó de ser sorprender la noticia de su salida del gobierno estatal, aunque asegura que seguirá radicando en Vallarta. ¡Otro que bebe del río Cuale!

No será extraño que finalmente se cumpla el rumor y Rafita asuma el cargo que estará vacante a partir del próximo martes. De no ser así no pasará nada si nadie asume el cargo, se le ahorrarán unos buenos pesos a un presupuesto terriblemente diezmado.

Porque ya quedó claro que quienes han ocupado esa posición nunca han sido representantes del gobernador, tan solo gerentes de la ventanilla local del gobierno de Jalisco. Y de eso a nada bien vale la pena nada, porque en una de esas y nos mandan a otro iluminado de Guadalajara que venga a vernos como dicen que Dios mira a los conejos.

Check Also

Jaime Cuevas Dinamita Alianza en Bahía

Por Luis Alberto ALCARAZ Mientras algunos operadores políticos de Bahía de Banderas se empeñan en …

Aristóteles, Cambiar Para Seguir Iguales

Por Luis Alberto ALCARAZ “El gobernador anuncia más cambios en su gabinete” dice la cabeza …

González Pimienta, el Plan B de Aristóteles

Por Luis Alberto ALCARAZ Siempre pensé que el gobernador Aristóteles Sandoval tiene un Plan B …

Héctor Gallegos y los Secretos del Mochilas

Por Luis Alberto ALCARAZ Dicen los amigos del Cepillo, también conocido como Arturo Dávalos, que …

PRI Vallarta: Sigue Siendo Iván

Por Luis Alberto ALCARAZ Pese a que el proceso de renovación del CDM del PRI …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *