Home / Colaboradores / Francisco Jiménez Reynoso / Re- Evolución. El Fuero Militar 2006-2012

Re- Evolución. El Fuero Militar 2006-2012

Por Francisco JIMÉNEZ REYNOSO

La historia del Ejército Mexicano va de la mano de la historia de nuestro país, México.

Diversas etapas ha atravesado México de la mano con el Ejército Nacional: desde sus orígenes, que datan desde la época prehispánica, el Ejército en la era Virreinal, el importante rol del Ejército en la época de la independencia de México, el papel que desarrollo el Ejército en la invasión norteamericana, el Ejército y la Reforma, el Ejército Mexicano y la Intervención Francesa, el Ejército y el porfiriato, la convulcionada era en la revolución mexicana, la etapa post revolucionaria, hasta llegar hasta nuestros días.

Como podemos ver a la luz de la historia, el Ejército siempre ha estado presente en México y entre los mexicanos.

Lamentablemente, en este sexenio ha sido expuesto a golpes mediáticos y políticos, lo anterior, por haberlo involucrado en la “mal” llamada guerra contra el narcotráfico. Algunos pensamos que la intención de Felipe Calderón, el Ejército Mexicano fue utilizado en gran medida para legitimarse en el poder, el cual recibió de una manera muy cuestionada. Para algunos, el Ejército Mexicano, nada tiene que hacer en nuestras calles. En virtud a lo que señala el artículo 129. “En tiempo de paz, ninguna autoridad militar puede ejercer más funciones que las que tengan exacta conexión con la disciplina militar”…

En base a lo anterior, el Ejército Mexicano que está preparado para labores muy diferentes a las de la seguridad pública o acciones preventivas, es que ha tenido rose con la sociedad civil y con ello las consecuencias de violaciones a los derechos humanos.

Otro de los temas que ocupó los titulares de los diarios a nivel nacional, así como las principales noticias televisivas y radio fue el tema del fuero militar. En relación a este asunto, el fundamento constitucional es el Numeral, el cual establece lo siguiente: 13… “Subsiste el fuero de guerra para los delitos y faltas contra la disciplina militar; pero los tribunales militares en ningún caso y por ningún motivo podrán extender su jurisdicción sobre personas que no pertenezcan al Ejército. Cuando en un delito o falta del orden militar estuviese complicado un paisano, conocerá del caso la autoridad civil que corresponda”…

El tema dividió a la Suprema Corte de Justicia Nacional, pues algunos ministros, consideraron que en los casos en los que se cometa un delito, y se encuentre involucrado un militar con un ciudadano. El militar tendría que ser juzgado por el Tribunal Militar. En sentido opuesto, otro sector de ministros, consideraron que quienes tendrían que juzgar a los militares deberían de ser los tribunales federales (esta es la postura que se impondrá), finalmente, se emitió otra postura, la cual fue la eclíptica, que debería ser juzgado por el tribunal militar y también por el tribunal federal.

En mi opinión, debemos levantar la voz los mexicanos en la defensa de nuestro máximo pilar nacional como lo es el Ejército Mexicano. Evitar la exposición anticipada ante los medios de comunicación así como en el sector político. Recordemos que hasta el momento, nuestro ejército ha sido patriótico y leal. A pesar de que es un ejército con hambre y necesidades básicas.

jimenezabogado@gmail.com

Check Also

Re-Evolución: La Independencia de México

Por Francisco JIMENEZ REYNOSO Felicito a los mexicanos independientes, que salen todos los días a …

Re-Evolución: Los Efectos de Trump

Por Francisco JIMÉNEZ REYNOSO En las últimas décadas, México se ha caracterizado por contar con …

Re-Evolución: Reingeniería en Seguridad

Por Francisco JIMENEZ REYNOSO Uno de los problemas más serios que vivimos los mexicanos es …

Más de Justicia Alternativa

Por Francisco JIMENEZ REYNOSO Mucho se ha escrito sobre la reforma constitucional de “Seguridad y …

Re-Evolución: El Nuevo Abogado

Por Francisco JIMENEZ REYNOSO Desde años inmemorables se ha impartido justicia. Diversas culturas la han …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *