Home / Colaboradores / Luis Alberto Alcaraz / Perfil Político: Mochilas libra la primera aduana

Perfil Político: Mochilas libra la primera aduana

Por Luis Alberto ALCARAZ

SIN NOVEDAD EN EL FRENTE. Como era de esperarse, los magistrados del Tribunal Electoral del Estado de Jalisco no se animaron a tomar el toro por los cuernos y validaron la elección del primero de julio pasado en Puerto Vallarta. Más aún, por unanimidad, los miembros del Triejal resolvieron que el triunfo de Ramón Guerrero Martínez fue transparente y refleja el sentir de la mayoría de los electores vallartenses. Aunque algunos priistas esperaban que ayer ocurriera un milagro, en realidad estaba claro que no habría ninguna novedad, máxime que el tribunal estatal es como la Carabina de Ambrosio ya que su fallo no es definitivo y simplemente se trata de un trámite burocrático que hay que cumplir para poder llegar al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, donde los magistrados van al fondo de cada asunto y fallan en sentido estricto con apego a la ley, o al menos eso es lo que marca la Constitución. Incluso si el fallo del Triejal hubiese sido adverso a El Mochilas, éste tendría de inmediato el derecho de apelar y recurrir al Trife para una resolución definitiva. Lo que preocupa y ofende es la estupidez de un puñado de magistrados que presume estar para aplicar la ley, quienes por lo visto no consideran que los polémicos Mochivales sean un delito electoral.

LO MISMO PERO AL REVÉS. Por cuestiones de tiempo los procesos parecen ir paralelos, porque ayer jueves prácticamente a la misma hora que el Triejal declaraba válido el triunfo de Ramón Guerrero en Puerto Vallarta, el Trife daba el primer paso para declarar válida la elección en la que Enrique Peña Nieto obtuvo el mayor número de votos. Lo más irónico de todo es que los argumentos que ante el Trife argumenta Andrés Manuel López Obrador para exigir el desconocimiento del triunfo de Enrique Peña Nieto son prácticamente los mismos que en Puerto Vallarta menciona Adrián Méndez González para solicitar la nulidad de la elección municipal. Si a nivel federal el PRI compró votos para ganar la presidencia, en Puerto Vallarta el Movimiento Ciudadano hizo lo mismo para ganar la contienda local, con la pequeña diferencia de que mientras Enrique Peña Nieto pagó de contado y por adelantado muchos de sus votos, en Puerto Vallarta el Mochilas fue más inteligente ya que compró votos fiados, pagaderos a partir del 1 de enero del año entrante. En México el Trife le dio ayer el primer palo a López Obrador, en Jalisco el Triejal hizo lo mismo con el PRI Vallarta. Son los mismos vicios de fondo, sólo cambian los nombres y los partidos.

LA ÚLTIMA Y NOS VAMOS. Mientras el Triejal avalaba ayer el triunfo de Ramón Guerrero, en Puerto Vallarta el alcalde Salvador González Reséndiz avanzaba en su afán por dejar la casa en orden antes del 30 de septiembre, cuando entregará la estafeta a su sucesor. En una intensa sesión de ayuntamiento en la cual se despacharon todo tipo de asuntos, destacó el tema de los parabuses, negocio concesionado por el entonces alcalde Pedro Ruiz Higuera, quien le endosó a Puerto Vallarta un grave problema de contaminación visual. Durante los tres gobiernos priistas posteriores hubo intentos por meter en orden a esa empresa de publicidad exterior sin ningún éxito, ya que gracias a los vericuetos de los tribunales mexicanos los empresarios han pasado varios años operando impunemente sin pagar ningún tipo de licencia o impuesto. Para acabar con ese problema el alcalde González Reséndiz presentó un punto de acuerdo mediante el cual se obligará a la empresa de los parabuses a pagar 23 millones de pesos al ayuntamiento vallartense, pagando de inmediato 4.5 millones de pesos y 4 millones el año entrante. El resto del dinero será mediante un intercambio publicitario que implica un pago de 1 millón de pesos en publicidad cada año por parte de la empresa, publicidad que será manejada por el Fideicomiso de Turismo de acuerdo a sus necesidades durante los próximos 15 años. La propuesta fue aprobada por la mayoría de los regidores, con lo cual finalmente la empresa publicitaria podrá seguir operando con toda legalidad, lo que permitirá que entren a las arcas municipales 4.3 millones de pesos de inmediato que serán de mucha utilidad en estos días en no abundan los recursos en la Tesorería Municipal.

SE PROPONE DE OFICIO. Durante la sesión de ayuntamiento de ayer se aprobó la ley de ingresos para el 2013, y cuando los regidores del PAN, especialmente la de la camarita, cuestionó al alcalde el por qué se pretende aplicar un impuesto nuevo a los casinos que operan en Puerto Vallarta, el alcalde abiertamente confesó que fue una propuesta enviada por Ramón Guerrero Martínez. O sea que a pesar de no tener la certeza de que será el próximo alcalde de Puerto Vallarta El Mochilas ya está metiendo sus manitas en el ayuntamiento, presentando por lo pronto su presupuesto de ingresos en el cual se contempla un incremento del 10% en el cobro de impuestos a los casinos. Sin ganas de asumir pleitos ajenos, Chava González reconoció abiertamente que la propuesta fue del Movimiento Ciudadano, así que ya saben los dueños de los casinos vallartenses a quién reclamarle por el incremento en sus licencias que sufrirán a partir del año entrante. Con esto queda claro que el presupuesto de egresos para el próximo año también será diseñado por El Mochilas, aunque de acuerdo a los tiempos será aprobado por la próxima administración que entrará en funciones el primer minuto del primero de octubre próximo. Lo que sí está claro es que Salvador González Reséndiz está muy interesado en llevar un proceso de entrega-recepción en total armonía con El Mochilas.

POSDATA. Y el perico habló. Luego de tres años de permanecer en el más absoluto de los silencios, el Pery Cuevas apareció en la prensa vallartense en el último día de su mandato como diputado federal, criticando el desempeño de Salvador González, a quien acusa de haber sido el peor alcalde de la historia. Ojalá que como diputado local sea más productivo, o ya de perdida que hable más seguido, al fin que la saliva no cuesta nada.

VOX POPULI. El enojo del Pery en contra de Chava González es que se negó a avalar su descarado intento por pavimentar las calles que rodean su casa con recursos del gobierno federal. Y es que El Pery se comprometió gestionar recursos para hacer obras en Puerto Vallarta, para lo cual entregó al presidente una lista de varias obras entre las que destacaba la pavimentación de dos calles en las que coincidentemente está una casa y un negocio del panista. Por supuesto que el ayuntamiento lo mandó a la goma y por eso Juan José anda enojado contra Chava González.

Check Also

Jaime Cuevas Dinamita Alianza en Bahía

Por Luis Alberto ALCARAZ Mientras algunos operadores políticos de Bahía de Banderas se empeñan en …

Aristóteles, Cambiar Para Seguir Iguales

Por Luis Alberto ALCARAZ “El gobernador anuncia más cambios en su gabinete” dice la cabeza …

González Pimienta, el Plan B de Aristóteles

Por Luis Alberto ALCARAZ Siempre pensé que el gobernador Aristóteles Sandoval tiene un Plan B …

Héctor Gallegos y los Secretos del Mochilas

Por Luis Alberto ALCARAZ Dicen los amigos del Cepillo, también conocido como Arturo Dávalos, que …

PRI Vallarta: Sigue Siendo Iván

Por Luis Alberto ALCARAZ Pese a que el proceso de renovación del CDM del PRI …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *