Home / Colaboradores / Luis Alberto Alcaraz / Perfil Político: Cambio de Piel en Bahía de Banderas

Perfil Político: Cambio de Piel en Bahía de Banderas

Por Luis Alberto ALCARAZ

UNA VIEJA HISTORIA. La insolente actitud de la diputada María de Lourdes Leal Macías es una ratificación de lo bajo que puede caer el ser humano cuando se aferra desesperadamente a algo que no le pertenece.Por desgracia esa actitud es frecuente en nuestros políticos, quienes demuestran cero dignidad cuando de defender la chuleta se trata. El caso de la diputada local del PRI que se niega a regresar la curul a su titular Pablo Montoya de la Rosa no es ninguna novedad, lo vemos con frecuencia en diversos puntos del país, aunque en Nayarit ya lo vivimos en el 2003, cuando José Ramón Camberos Pérez se negaba a regresarle la diputación al polémico Chocolate, Marco Antonio Hernández Estrada. Por lo mismo, extraña la actitud de los responsables de resolver este embrollo porque hay bastante jurisprudencia al respecto. En el caso de El Chocolate al final logró su reinstalación como diputado local y el pago de una fuerte cantidad de dinero por concepto de salarios caídos y otras prestaciones. Lo mismo pasará en el caso de Pablo Montoya, quien tarde o temprano cobrará las dietas a las que tiene derecho, aunque por desgracia el tiempo juega en su contra ya que en unas cuantas semanas finalizará la presente legislatura. Por lo mismo, extraña la lentitud de los responsables de poner orden en este alboroto, especialmente la diputación permanente que ya debió haber sacado con cerrajero y fuerza pública a la insolente mujer que se aferra a un cargo que no le pertenece.

 COMPLICANDO LO SIMPLE. Como es bien sabido, los cargos de elección popular son irrenunciables y sólo se abandonan por muerte o por licencia del titular, 

además del mentado desafuero. Cuando se trata de una licencia por tiempo indefinido, ésta termina en el momento en que el titular manifiesta su decisión de reasumir el cargo, terminando de facto el ejercicio del suplente. Lo que complica esto es la tramitología, que obliga al titular a manifestar por escrito su deseo de volver al cargo, acto que avala la jerarquía del Congreso cuando le viene a bien resolverlo. En este caso estamos ante una pueril venganza política en contra de Pablo Montoya de la Rosa, quien llegó al Congreso por la vía del PRI y hoy pretende reincorporarse a su cargo ya como flamante diputado del PRD, lo cual evidentemente será un golpe al PRI porque perderá un espacio más en este agónico Congreso. Pero una cosa es una cosa y otra cosa es otra cosa, no está a discusión el derecho de Pablo Montoya de regresar a su puesto como diputado local, por lo tanto ya deberían haber echado literalmente del Congreso a la usurpadora, aunque evidentemente la señora Leal Macías solamente está acatando una instrucción del grupo político que la cobija, cuyos jefes se sienten gratificados por el banal hecho de evitarle a Pablo Montoya que cobre unas cuantas quincenas para recuperar un poco de lo mucho que perdió en su fallida campaña.

 POSICIONES DE PARTIDO. Lo que sí debería legislarse urgentemente es el problema de los diputados chapulines que llegan al cargo por la vía de un partido y a menudo terminan formando parte de otra bancada legislativa. El problema no es menor ya que representa un golpe a los propios partidos que sufren descalabros en su conformación como bancada por culpa de las traiciones de algunos políticos. De manera especial se debe atender el caso de los diputados plurinominales, quienes llegan a sus cargos gracias a la generosidad de sus respectivos partidos, sin la necesidad de desgastarse en  una campaña electoral. Es injusto que un partido pierda un espacio en su bancada sólo porque a uno de sus diputados le convino más afiliarse a otro partido a mitad de la legislatura. En lo referente a los diputados de mayoría, al menos puede alegarse que ganaron el cargo gracias al apoyo mayoritario de los electores, aunque seguramente estos mismos votantes jamás estarían de acuerdo en que renuncie a su militancia y se afilie a otra. De cualquier forma no debe ser un problema importante para los partidos involucrados, ya que en caso de serlo júrenlo que ya lo habrían legislado. No se les pasa una cuando de defender sus intereses se trata.

 LA NUEVA CHIMOLTRUFIA. Empezó su gestión como alcaldesa interina confrontándose con el entonces aspirante a la gubernatura Roberto Sandoval, quien al dejarle el cargo le pidió como favor especial que le respetara a su gente al menos en lo que empezaba la campaña. En esa especie de limbo que existe entre que se deja un cargo y se consolida la opción del otro, muchos políticos son responsables de sus equipos, por eso Roberto Sandoval dejó la alcaldía de Tepic pero le pidió a Georgina López Arias que no quitara a ninguno de sus funcionarios mientras no fuera una realidad su candidatura. Pero la dama, más comprometida con la Ola Roja que con el entonces aspirante a la gubernatura, muy pronto pintó su raya y al tercer día ya estaba maquinando relevos de primer nivel en el gabinete municipal de Tepic. Como buena debutante, la señora López Arias estaba deseosa de dejar huella de su paso por la alcaldía, a pesar de los enormes retos que el cargo implica. Para su desgracia sólo será recordada por el plantón de los policías y la falta de pago a proveedores. Tal vez por eso la señora está empezando a mostrar un acelerado cambio de piel a partir del 4 de julio, comportándose ahora sí como una enorme admiradora de Roberto Sandoval. “Para mí es motivo de orgullo poder iniciar una obra que se gestionó durante esta administración municipal por Roberto Sandoval, quien estaba muy interesado en que se entregara esta obra que sumadas a las hechas en los casi 3 años del Gobierno Municipal significa que el  60% de la colonia tenga  drenaje y agua nuevos, por lo que hoy es muy satisfactorio darle cumplimiento a un compromiso con quien me antecediera y con la gente de esta parte de Tepic”, dijo la presidente municipal interina durante un evento celebrado la semana pasada en la colonia 2 de Agosto. En verdad que es penoso el oportunismo de algunos políticos.

 POSDATA. Y a propósito de políticos, en Bahía de banderas el priista Gabriel Cervantes Padilla festina en Facebook su enorme alegría por el triunfo electoral de su hermano Rafael. Hasta antes del 3 de julio Gabriel y Rafael, a pesar de ser hermanos, tenían diferencias irreconciliables debido a sus militancias políticas. Gabriel, regidor por el PRI, Rafael diputado por el PAN. Pero la campaña los unió y el pasado fin de semana el regidor priista fue parte importante de la comitiva que acompañó a Rafael Cervantes Padilla en su viaje a California para reunirse con migrantes de Bahía de Banderas asentados en ese estado de la Unión Americana. La política los separó, la política los unió.

 VOX POPULI. En situación similar se encontraban Rafael Cervantes y su cuñado José Gómez, también familiares y también distanciados políticamente. De hecho la oveja negra era Rafa, quien dejó el redil priista y se fue al PAN, mientras que el grueso de la familia se quedó en el PRI. Hoy Rafael es el hijo pródigo, el que logró lo que otros como José Gómez y Gabriel Cervantes de plano no han podido conseguir.

Check Also

Jaime Cuevas Dinamita Alianza en Bahía

Por Luis Alberto ALCARAZ Mientras algunos operadores políticos de Bahía de Banderas se empeñan en …

Aristóteles, Cambiar Para Seguir Iguales

Por Luis Alberto ALCARAZ “El gobernador anuncia más cambios en su gabinete” dice la cabeza …

González Pimienta, el Plan B de Aristóteles

Por Luis Alberto ALCARAZ Siempre pensé que el gobernador Aristóteles Sandoval tiene un Plan B …

Héctor Gallegos y los Secretos del Mochilas

Por Luis Alberto ALCARAZ Dicen los amigos del Cepillo, también conocido como Arturo Dávalos, que …

PRI Vallarta: Sigue Siendo Iván

Por Luis Alberto ALCARAZ Pese a que el proceso de renovación del CDM del PRI …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *