Home / Colaboradores / Carlos Enrigue Zuloaga / ¿Tienen Hambre o Ganas de Bailar?

¿Tienen Hambre o Ganas de Bailar?

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA

Se conmemoró un aniversario más, el vigésimo primero, de las explosiones del 22 de abril, de terrible memoria, y sin embargo yo me pregunto si en verdad los interesados desean saber quién fue el culpable.

Escuché por la radio a una mujer, que desde que yo recuerdo, se está haciendo la pregunta que ahora resulta muy fácil de responder. Hasta yo sé que el culpable fue PEMEX, (quien incluso “donó” mucha lana para indemnizar víctimas), lo que no sabemos o cuando menos yo no sé, es quién o quiénes usaron a la empresa para sus negocios; se encontraron chivos expiatorios y los mandaron a la cárcel, esto sucedió durante un gobierno priista, pero a éste lo siguieron tres gobiernos panistas en el Estado y dos periodos panistas presidenciales nacionales, y que yo sepa ni buscaron ni menos encontraron culpables, lo que me hace suponer que no es cosa de partidos, sino uno de esos actos frustrados que como humanidad tenemos que aguantar, por lo que tendremos que aceptar el dicho de que “ya ha pasado mucha gasolina bajo el puente”.

No pretendo modificar la costumbres o la opinión de nadie, recuerden que mi opinión permanente es que en esta vida, mientras se pueda, uno debe hacer lo puritíto que le dé la gana.

 

El gobierno se prepara para realizar una cruzada contra el hambre, acción que hace que la mayoría del infelizaje se alegre, yo no conozco a nadie que se alegre porque haya hambre en el mundo, porque universalmente somos muy generosos, pero si situamos el hambre en nuestro país puedo suponer que hay muchos políticos ausentes del poder que darían algo porque al país no le vaya bien.

La encargada de este programa es doña Rosario Robles, ex jefa del Distrito Federal y conceptuada como “de izquierda”, aunque yo no sé que quieran decir con eso. Lo cierto es que trajo a Lula (según los hocicones al módico costo de quinientos mil verdes (ver Agencia Telam argentina).

El gobierno como en la mayoría de los casos se hace tonto y hacen pensar que vino de buena gente, lo que no es cuando menos habitual en ellos; contrató la señora además a grupos musicales. Que yo sepa hay dos maneras de acabar con el hambre de una persona: una es que coma y la otra que se muera. Por lo que por bueno, guapo, simpaticón y bien vestido que sea el ex presidente Lula, por emotiva que sea su palabra (que no habla castilla) no quita el hambre y aun suponiendo que no cobrara por venir, que lo dudo mucho, la única forma que tiene para reducir el hambre es que algunos hambrientos se lo coman a él y a los músicos y por esa causa esto suena más a negocio que a verdadero deseo de terminar esa situación.

Desde luego que ya hay serías acusaciones entre los todos partidos acerca de negocitos hechos al calor de este programita, y yo creo que todos acusan con verdad. El señor presidente ha dicho que será estricto en la vigilancia del programa. Ojala lo cumpla y que recuerde que el hambre se quita comiendo, no con espectáculos.

Check Also

¿Para qué Escribir?

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA Me puse a considerar cuál es la causa por la que …

‘La Unidad Popular’

Por Carlos ENRIGUE Yo siempre he creído que los mexicanos no necesitamos que nadie nos …

La Manzana de la Discordia

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA No lo digo por el director de Conade y amigo del …

Las Gestas de Gloria

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA Mienten miserablemente quienes -fuera del congreso porque ahí es la casa …

Me he Estado Acordando

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA Tradicionalmente los jacobinos han establecido que el sacramento de la confesión …