Home / Colaboradores / Octavio Gaspar / Había una vez un Rey de la Basura

Había una vez un Rey de la Basura

Por Octavio GASPAR

La Historia registra que junto con el surgimiento del poder autocrático dentro de las sociedades humanas se originó también el intercambio de favores de todo tipo, incluyendo los favores sexuales.

Así, al derredor de algún tirano, se instalaron de manera inmediata y espontánea grupos de personas que a falta de experiencia y preparación política pusieron en juego su astucia y atributos físicos tanto como para entrar a los círculos de poder, como para permanecer y para escalar posiciones dentro de éstos.

Desde entonces el poder económico y político de unos cuantos ha estado ligado al tráfico de favores sexuales.

En la actualidad es un secreto a voces que en nuestro país, para ser una estrella famosa en el mundo de la farándula hay que sudar la gota gorda no nada más en los ‘sets’ o en los estudios de grabación, sino también entre las sábanas. Esta es una ley no escrita que se ha estado cumpliendo devotamente dentro de la poderosa cadena televisiva que con monumental cinismo eventualmente nos pregunta si ‘tenemos el valor o nos vale’.

Ésta también es una costumbre bien conocida por todos los que han participado de manera directa como actores o como observadores en alguna campaña política (del partido que sea) o les ha tocado dar seguimiento a los numerosos casos donde las edecanes han terminado como diputadas.

Los favores sexuales han servido para festejar victorias, sellar alianzas, sobornar a enemigos potenciales y, por supuesto, para escalar puestos.

Desde Cleopatra en el tálamo de Marco Aurelio hasta Irma Serrano en el lecho de Gustavo Díaz Ordaz, el poder y el comercio sexual se han entrelazado siempre, a veces de manera muy sutil y otras muchas de forma bastante burda.

Llama entonces la atención que una sociedad que ha tolerado imposiciones, nepotismos, matanzas contra civiles desarmados, fraudes electorales, narco financiamientos y una larga lista de crímenes, pegue ahora de gritos en el cielo porque un cacique ofrezca trabajo en una oficina gubernamental, donde las funciones del puesto incluyen tener sexo con el jefe.

Habrá que hacer notar, en primer lugar, que vivimos en un sistema que ha hecho posible que una persona amase una fortuna como líder de los pepenadores y que ha permitido que su hijo, a pesar de sus antecedentes tortuosos y violentos, haya llegado sin tropiezos al puesto de dirigente de partido en el DF.

Habrá que destacar también que las estudiantes, madres solteras o divorciadas que formaban parte ‘del harem’ son mayores de edad, llegaron por recomendación de alguna persona que ya trabajaba ahí y permanecieron en el puesto por voluntad propia, aún después de saber de qué se trataba el ‘trabajo’.

No se trata de justificar una práctica tan común y tan antigua dentro de las esferas del poder, ni de decir que es normal y decente que el dinero destinado para el supuesto ejercicio de la democracia sea empleado para cumplir los caprichos personales de un cacique.

Se trata más bien de cuestionar el tiempo y la forma en que esta llamada ‘red de prostitución’ ha sido dada a conocer en los medios.

Veamos el hecho desde este otro ángulo: ¿Cree usted que fueron los genios de la Procuraduría de Enrique Peña Nieto los primeros en descubrir, después de tantos años, la corrupción y el desvío de fondos de Elba Esther Gordillo?

¿Alguien puede creer sinceramente que la captura y encarcelamiento de ‘la maestra’ contribuyeron al logro de algún cambio sustancial en nuestro país?

Espero que a estas alturas los ciudadanos informados y con cierto nivel de conciencia democrática estemos capacitados para distinguir entre soluciones de fondo, que finalmente se expresan en las urnas con el VOTO CONSCIENTE Y RAZONADO, y los simples golpes mediáticos, QUE PRONTO SE OLVIDAN.

Check Also

La Mujer Leopardo

Octavio GASPAR Punto de RetornoEscúchanos todos los viernes a las 4 p.m. por www.radiomorir.com Cuando …

Otra Ofensa más a la Inteligencia

Por Octavio GASPAR El 26 de agosto de 1988 Ernesto Zedillo inició la Cruzada Nacional …

Historia de Indolencia y Demagogia

Por Octavio GASPAR El 17 de diciembre de 2013, agricultores de la Ciénega de Jalisco …

¿Dictaduras “Benévolas” o Democracia?

Por Octavio GASPAR Escribía el filósofo Platón en su obra ’’La República’’ que la Democracia …

Servicio Público, Peras al Olmo

Por Octavio GASPAR Existen diferentes maneras de ejercer la administración pública. La actividad de gobernar …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *