Home / Colaboradores / Omar Andrade (Dash) / Esa Mala Palabra

Esa Mala Palabra

Por Octavio GASPAR

Una de las primeras cosas importantes de las que está consciente cualquier persona que se precia de “tener pensamiento crítico”, es que los seres humanos, como parte intrínseca de nuestra naturaleza gregaria, estamos inmersos dentro de un SISTEMA económico-social.

El hombre CREA SISTEMAS (económicos, familiares, educativos, religiosos, etc.) para protegerse y subsistir; pero la OTRA PARTE importante de esta misma verdad sociológica es que los sistemas mismos también CREAN AL HOMBRE.

Cuando el individuo, por indolencia mental o por las constantes coerciones de una mal entendida “tradición” deja de ser consciente de su capacidad para CREAR SISTEMAS, entonces ÉSTOS se apoderan de su vida.

El argumento favorito de los PANADEROS y de las religiones mal llamadas “cristianas” (retrógradas de derecha; especie de reptiles en vías de extinción cuya característica principal es su limitada capacidad cerebral y sus enormes fauces), es que las instituciones “son sagradas, fijas, e inamovibles”.

Está prohibido cuestionarlas, dudar de ellas y, sobre todo, CAMBIARLAS.

Para los que tienen la paleta por el palito, es muy bueno que el sistema económico vigente NO CAMBIE, pues favorece a unos cuantos que están en el poder.

Inculcar una fe IRRACIONAL Y CIEGA en nuestras instituciones PERFECTIBLES (ya se trate del IFE o de la mismísima Iglesia Caótica, Pederástica y Romana), es el gran logro de los teólogos y de los “teóricos” neoliberales.

El sistema vigente utiliza todos los generadores de IDEOLOGÍA a su servicio (prensa, radio, televisión, instituciones educativas y religiosas) para perpetuar esta idea entre las masas y poder seguir ejerciendo control sobre ellas.

La casta en el poder está muy ocupada en difundir reiteradamente hasta el cansancio el concepto básico que sustenta su maquinaria económica y política: “todos los gobernantes son puestos por un dios, los esclavos deben someterse a sus amos y las mujeres a sus maridos.”

No se vale cuestionar, entonces, estas estructuras, aunque DENIGREN la dignidad humana y produzcan artificialmente seres humanos de primera, de segunda, incluso de tercera clase.

La prédica “conservadora” es que de hecho, aquél que es dueño de todas las cosas, POSITIVAMENTE va a imponer un orden justo y perfecto entre los hombres (¡NOMÁS ÉL SABRÁ CUÁNDO…!).

A nosotros, por tanto, nos toca ser pacientes y esperar hasta “aquel grande día”, resignaditos y callados.

Más aún, se dice que la política es una porquería, que no hay políticos honestos (¡¡todos son un asco!!) y el único que tiene “poder para cambiar sus corazones y darles sabiduría para regir a su pueblo es el dador de este poder a los mortales”.

Las cosas son así porque un ente superior lo quiso (nada tuvieron que ver los aristócratas, ni los parásitos con sotana que como rémoras se adhieren a ellos), y NADIE tiene el poder de cambiarlas, a menos que sea “el mero mero” (o, en todo caso, su profiláctico hijo unigénito) que así como los puso, es el único que los puede quitar.

La gente repite esta verdad a medias, cada vez más desesperada ante la inseguridad, la injusticia y el desgobierno actuales.

–No hay remedio– corea como autómata cada vez que se le menciona el tema – La cosa nunca va a cambiar. ¿Pero qué se le va a hacer?

Cabría entonces preguntar aquí, a riesgo de ser irreverentes:

a) ¿Cómo un dios amoroso, justo y perfecto impone a la gente gobernantes egoístas, corruptos y perversos?

b) Ahora que se supone que estamos bajo un régimen DEMOCRÁTICO ¿Sigue el poder divino imponiendo a tales aristócratas insensibles y corrompidos O ES AHORA el pueblo el que elige a sus servidores públicos?

Preguntas peligrosas…

La respuesta científica a este dogma neoliberal es que NO es posible intentar cambiar un sistema y mantener al mismo tiempo sus viejas estructuras.

¿Cómo esperamos que las cosas MEJOREN si preservamos las mismas VIEJAS estructuras?

¡Es como bañarse diariamente, pero ponerse la misma ropa sucia durante varios días!

El círculo vicioso es el siguiente:

1. El sistema se esfuerza porque los ciudadanos permanezcan ignorantes de la política.

2. Los ciudadanos no se interesan por lo que DESCONOCEN y entonces dejan el camino libre a LOS POCOS que quieren ocuparse de hacer política para monopolizar el poder y seguir defendiendo SUS INTERESES DE CLASE.

3. Los fraudes electorales y la proverbial negligencia de la clase política hacia los ciudadanos refuerzan el rechazo de los ciudadanos hacia la política.

4. Los ciudadanos NO se interesan en la política.

5. El ciclo se repite…

El ciudadano promedio se abstiene de ir a votar (quedamos que la política es un asco ¿qué no, ése?) y los pocos ciudadanos que ejercen conscientemente su derecho al sufragio consideran “que ya cumplieron” y se desentienden de ejercer sus privilegios democráticos hasta la siguiente época de elecciones.

La política es un asco porque NO HAY ciudadanos honestos que se ocupen COTIDIANAMENTE de ella (¡¡Todos los posibles candidatos están muy ocupados viendo el fut bol o las tara novelas!!).

¿Qué pasaría si los ciudadanos dedicaran el mismo tiempo semanal que invierten yendo a misa TAMBIÉN en la Junta del Comité Ciudadano en su Colonia?

¿Cómo sería nuestra comunidad si el ciudadano promedio dedicara el mismo tiempo que desperdicia ante el televisor en CUMPLIR con las comisiones del Comité Ciudadano de su Colonia, así como en CAPACITARSE POLÍTICAMENTE?

¿Qué tal que hay un Dios amoroso AQUÍ en la tierra, que nos ha puesto como gobernantes de nuestra propia colonia para que en la práctica aprendamos a administrarla sabiamente todos los días?

¿Y si nos ha hecho a su imagen y semejanza dándonos la CAPACIDAD DE CREAR NUEVAS ESTRUCTURAS para tener un país más equitativo y digno?

Preguntas peligrosas…

Check Also

Emilio, Juan Sandoval y el “Chicharito”

Por Santos URBINA (de la página electrónica Unidad)  Si al gobernador de Jalisco, Emilio González Márquez, le …

Re-Evolución: Candidatos Ciudadanos

* Por Francisco JIMENEZ REYNOSO Una de las exigencias del poeta y escritor Javier Sicilia es …

Re-Evolución: Licencia de Paternidad

* Por Francisco JIMENEZ REYNOSO La licencia de paternidad tiene como objetivo otorgar un permiso de …

Re-Evolución: Clamor Social, que Regrese el Auditor

Pero los 10 millones… * Por Francisco JIMENEZ REYNOSO Hace unos meses, el polémico auditor …

Re-Evolución: Salud y Educación vs Narco

Por Francisco JIMENEZ REYNOSO  En virtud del recrudecimiento de la violencia que hemos padecido los últimos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *