Home / Colaboradores / Juan Cabello / El Alcalde Tapatío: Pena Ajena

El Alcalde Tapatío: Pena Ajena

Por Juan CABELLO

Enrique Alfaro ha demostrado por fin el tipo de político que es, nada nuevo hay bajo el sol, la bajeza de sus declaraciones pretendiendo exculparse por la simple y no sencilla razón de que la culpa la tiene la gente de Guadalajara que tira la basura a la calle, es una mera ocurrencia con la que evidentemente busca evadir su responsabilidad en los lamentables acontecimientos de la colonia Oblatos donde una mujer perdió la vida después de haber sido arrastrado por la corriente el vehículo que manejaba.

No se vale que Alfaro diga que los culpables de esa muerte fueron los habitantes de la zona porque tiran basura a la calle, tampoco es válido que Juan Enrique Ibarra Pedroza con la investidura de secretario del ayuntamiento de Guadalajara diga que están politizando el accidente, pues ambos deben saber que ya no están en campaña y que ya tienen una responsabilidad constitucional que entre otras señala que son facultades de los gobiernos municipales según la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en su artículo 115 fracción tercera que entre otras cosas establece que “Los Municipios tendrán a su cargo las funciones y servicios públicos siguientes: a) Agua potable, drenaje, alcantarillado, tratamiento y disposición de sus aguas residuales;… c) Limpia, recolección, traslado, tratamiento y disposición final de residuos; …g) Calles, parques y jardines y su equipamiento; h) Seguridad pública, en los términos del artículo 21 de esta Constitución, policía preventiva municipal y tránsito;“.

Aunado a lo anterior existe un video de promoción del presidente Alfaro (que hoy se quiere limpiar las manos y eludir su responsabilidad culpando a todos menos a su gobierno), donde anuncia con pompa que precisamente en el lugar donde ocurrió el lamentable suceso, se hizo una importante obra hidráulica para evitar que vuelva a haber inundaciones en su administración.

Sin embargo, no obstante lo publicitado y por increíble que parezca volvió a ocurrir, con las lluvias del temporal el lugar se inundo de nueva cuenta y cobró una vida, asumiendo como cierto que la razón de tal inundación haya sido la basura que los de la zona tiran a la calle y que la mega obra funcione excelentemente, quedan preguntas en el aire pues la limpieza de las calles no es una obligación de los ciudadanos, la limpia, recolección y traslado de basura así como el mantenimiento de calles parques y jardines y por supuesto el drenaje, alcantarillado, tratamiento y disposición de aguas residuales, son una obligación del gobierno municipal que está señalada en nuestra carta magna tal y como lo indico líneas arriba.

Luego entonces si había basura tirada en la calle y si la obligación de recolectar y trasladar basura es del ayuntamiento, Enrique Alfaro por lo menos debería dar el empate (no sabe perder y es poco tolerante a la frustración), reconociendo la parte de culpa que a él le toca en tan lamentable situación.

De la actitud deleznable por el lado que la quieran ver, del nefasto secretario general del ayuntamiento Juan Enrique Ibarra argumentando en sus declaraciones que el asunto se está politizando, dando a entender que se quiere hacer leña del árbol caído, por lo que se puede advertir que hay culpabilidad expresa y contradicción con lo manifestado por su dueño, perdón por su patrón quien niega declarando a los cuatro vientos que la culpa es de los que tiran basura a la calle, ambos dan pena ajena.

Los políticos del partido movimiento ciudadano son, han sido y siguen siendo una sarta de mentirosos engatusadores que como niñas corren al primer tronido, sin embargo preocupa más que no haya acuerdo entre las declaraciones de Enrique Alfaro y Juan Enrique Ibarra, será seguramente porque la luna de miel también entre ellos está llegando a su ocaso, pues la intolerancia es parte del carácter y no puede ser dirigida, ergo ya no se toleran.

El tiempo nos dirá quién dirige los destinos de Guadalajara y por sus hechos sabremos quién no será un contundente candidato al gobierno del estado.

Check Also

El Fuero, el Desafuero y Otras Payasadas

Por: Juan CABELLO El circo no está instalado, es más, ni siquiera se ha anunciado …

Ellas Contra Ellos

Por Juan CABELLO Desde hace años, la mujer ha sostenido una lucha incesante por adquirir …

La Fuerza de uno

Por Juan CABELLO En los estados unidos se vive bien, se gana en dólares pero …

La Corrupción, un Asunto Inequitativo

Por Juan CABELLO La rendición de cuentas es un gran avance en la lucha anticorrupción, …

Y yo ¿de qué Tengo la Culpa?

Por Juan CABELLO En México somos algo así como masoquistas sádicos y pervertidos pues padecemos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *