Desapariciones

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA

Resulta que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos emitió esta semana un informe nominado “Situación de derechos humanos en México” en la que como resultado de la visita de siete representantes de dicha comisión hicieran a nuestro país en octubre del año pasado, en el que ponen del asco la actuación del estado en relación con estos, cosa que no sorprendió a nadie salvo, claro, al gobierno que se ve más bonito a si mismo de lo que nos ve la citada comisión.

De inmediato el gobierno respondió en 95 fojas diciendo que los de la comisión son bien malos, que tomaron una visión sesgada de la situación y que no han tomado en consideración los esfuerzos realizados por nuestras amadas autoridades.

El caso es que esto pega al gobierno en la línea de flotación dado que la popularidad del mandatario está del perrazo, en los niveles más bajos que se recuerda. La percepción general es de inacción, a pesar de la pavorosa cantidad de publicidad del gobierno que pregona grandes obras y grandes éxitos que el grueso del infelizaje no percibe, justa o injustamente, ese bienestar que se pregona.

El hecho es que, no pudiendo hacer que la popularidad del tlatoani aumente en lo interno, porque los hechos nos están rebasando, entonces las baterías de los publicistas y barberos oficiales estriban en conseguir entidades internacionales que califiquen al Tlatoani como líder internacional, los barberos y lambiscones a estas alturas ya le habrán dicho a nuestro amado presidente, que es el estadista que el mundo estaba esperando, que era el Moisés que guiará al pueblo a la tierra prometida y cuanto más barberos más lo elogiarán.

No podemos ignorar que los de la Comisión son como los del gobierno: políticos, si usted quiere de otro grupo, con otros intereses pero políticos al fin. Depende de si usted cree que las entidades defensoras de derechos humanos son serias o no, que hay que decirlo de todas hay, entonces no podemos descartar que haya intereses diversos a los anunciados, por los de la comisión, pero sea como usted quiera, y por más avances que se anuncien y disminuciones de delitos y beneficios sociales, el hecho es que hay temas como los desaparecidos, que por más que queramos, no podemos negar, están sucediendo, cada vez es más evidente que no existe un control sobre desaparecidos, usted y yo conocemos a alguien que haya desaparecido y por más que lo nieguen las autoridades se dan evidencias de desapariciones masivas.

Personalmente considero la desaparición de personas como uno de los actos más terribles que puede sufrir una persona, hace muchos años platicaba yo con una señora cuyo hijo había desparecido muchos años antes y me decía que es un acto tan terrible que cada que entraba a un lugar, sin excepción, buscaba a su hijo. Queda la familia de los desaparecidos en tal estado de dolor que termina su vida y es algo a lo que nunca se podrán acostumbrar.

Por tanto, en vez de tantos llantos y justificaciones, debería intentarse acciones específicas a favor de las víctimas y no preocuparse tanto de la calificación internacional.

Check Also

¿Para qué Escribir?

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA Me puse a considerar cuál es la causa por la que …

‘La Unidad Popular’

Por Carlos ENRIGUE Yo siempre he creído que los mexicanos no necesitamos que nadie nos …

La Manzana de la Discordia

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA No lo digo por el director de Conade y amigo del …

Las Gestas de Gloria

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA Mienten miserablemente quienes -fuera del congreso porque ahí es la casa …

Me he Estado Acordando

Por Carlos ENRIGUE ZULOAGA Tradicionalmente los jacobinos han establecido que el sacramento de la confesión …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *